El estudio no renovará su contrato de producción con RatPac Entertainment

El estudio Warner Bros. rompió hoy su relación empresarial con el director y productor Brett Ratner tras conocerse las acusaciones de agresión sexual en su contra en diferentes episodios que van desde comportamientos inapropiados y situaciones de acoso hasta violaciones.

Según informó hoy el diario Los Ángeles Times, el estudio no renovará su contrato de producción con RatPac Entertainment, compañía de la que Ratner es fundador, lo cual deja en el aire un acuerdo que expira en la primavera de 2018 y que está valorado en USD 450 millones.

El medio especializado The Hollywood Reporter informó que, apenas media hora antes de que se conociera esa noticia, Brett Ratner emitió un comunicado en el que, tras las acusaciones en su contra, aseguraba que había decidido “personalmente” hacerse a un lado de sus actividades con Warner Bros.

“No quiero que haya ningún posible impacto negativo en el estudio hasta que estos asuntos personales sean resueltos”, apuntó Brett Ratner
Olivia Munn y Natasha Henstridge son dos de las seis mujeres que han señalado de manera pública a Ratner, el director de “Rush Hour” (1998), “Red Dragon” (2002) o “X-Men: The Last Stand” (2006) y que también participó como productor en la serie “Prison Break” o el filme “The Revenant” (2015).

“He representado al señor Ratner durante dos décadas y ninguna mujer ha presentado una demanda contra él por acoso sexual o conducta sexual inapropiada”, aseguró el abogado Martin Singer en un escrito.

Según el relato de Natasha Henstridge, la actriz tenía 19 años y daba sus primeros pasos en el mundo de la moda cuando pasó una tarde con unos amigos en casa de Ratner, que en ese entonces era un veinteañero.

Tras quedarse dormida viendo una película, Henstridge se despertó y vio que solo estaban Ratner y ella en la vivienda por lo que quiso irse, pero el director la bloqueó en la puerta, empezó a masturbarse y la obligó a practicar sexo oral.

Por su parte, Olivia Munn aseguró que, durante su visita al set del filme “After the Sunset” (2004), el director se masturbó delante de ella en su tráiler cuando la actriz acudió para llevarle algo de comida.

Tras ese incidente, Ratner señaló públicamente en 2011 que se había acostado en varias ocasiones con Munn, pero luego se retractó y dijo que era falso.

Asimismo, la actriz Katharine Towne apuntó que en una fiesta, después de que Ratner hiciera evidente que quería acostarse con ella, la siguió hasta entrar con ella en un baño.

“Creo que es bastante agresivo ir al baño con alguien que no conoces y cerrar la puerta”, le comentó Towne entonces.

Tras un incómodo intercambio de palabras sobre el peso de la actriz, Towne le dio su teléfono, con la esperanza de que así cesarían sus intentos, y durante los siguientes seis meses recibió llamadas del asistente de Ratner para organizar una cita que nunca tuvo lugar.

Por su parte, Eri Sasaki tenía 21 años cuando consiguió un trabajo como extra en “Rush Hour 2” (2001), dirigida por Ratner. “¿No quieres ser famosa?”, le preguntó el cineasta después de que Sasaki se negara a ir al baño con él.
Días después, el director supuestamente le invitó de nuevo a ir al baño y le ofreció una línea de diálogo en el filme, a lo que Sasaki de nuevo dijo que no.

Fuente: Infobae