Tras el nacimiento de su hija, Williams sufrió una embolia pulmonar

La tenista estadounidense Serena Willliams se ha convertido en embajadora de la maternidad después de las complicaciones que sufrió tras dar a luz a su hija, Alexis Olympia, el pasado septiembre.

En un artículo publicado este martes en la página web de la cadena estadounidense CNN, Williams cuenta en primera persona que después del nacimiento de su hija varios coágulos de sangre en los pulmones la obligaron a permanecer seis semanas en cama.

“Casi muero después de dar a luz”, relató la tenista, que también impulsa una campaña para que “cada madre y cada recién nacido reciban atención médica”.

Tras el nacimiento de su hija, Williams sufrió una embolia pulmonar que le provocó fuertes toses que hicieron que los puntos de la cesárea se abrieran.

Fuente: Globovisión/ El País