Fiscalía presenta pruebas de que “Chaman Chacra” abusaba sexualmente y violó a hijastras antes de asesinarlas

Víctor Alexander Portorreal

Deposita acusación formal contra imputado de asesinato múltiple en Los Kilómetros

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- En la acusación formal que depositó la Fiscalía del Distrito Nacional en contra de Víctor Alexander Portorreal Mendoza, alias Chaman Chacra, se establece que éste cometía abuso sexual en perjuicio de sus dos hijastras, de seis y 10 años de edad, y tenía temor a que su pareja revelara lo ocurrido.

Se recuerda que en fecha  4 de febrero del 2018, en la residencia familiar, localizada en el sector Enriquillo, kilómetro 8 de la Carretera Sánchez, Portorreal Mendoza primero asesinó a su pareja Reyna Isabel Encarnación, luego a sus dos hijastras, y el día después a su hijastro de nueve años.

A raíz de la investigación, se logró determinar que las dos niñas fueron violadas por el acusado antes de ser asesinadas.

En la acusación que el Ministerio Público presentó contra Portorreal Mendoza se detalla que su pareja le reclamó en reiteradas ocasiones, a través de conversaciones vía WhatsApp, por el grave hecho de agredir sexualmente a la menor de seis años, mientras dormía, en fecha 14 de enero del 2018.

La víctima, Reyna Isabel, sentía tanta impotencia y desesperación ante el abuso presenciado contra su hija que lo calificaba  como “imperdonable”, “aberrante” y “feo”, en una conversación con una amiga, semanas antes de ser asesinada, precisó la Fiscalía.

La agresión sexual materializada por Portorreal, en perjuicio de su hijastra, motivó a la madre de ésta y pareja del victimario a escribir mensajes alusivos a la situación en su cuenta de la red social Facebook, los que evidencian que se sentía decepcionada, traicionada y con un profundo dolor, según el comunicado de la Fiscalía.

“Los horrendos hechos tenían como objetivo silenciar el abuso sexual cometido y concretizar sus objetivos sangrientos a los que solía hacer referencia como si fuesen hechos memorables”, narra la acusación.

El acusado cumple un año de prisión preventiva en el Centro de Corrección y Rehabilitación de San Pedro de Macorís, medida que le fue impuesta por el juez José Alejandro Vargas tras acoger la solicitud de la Fiscalía.

La entidad perseguidora del delito le otorgó al caso la calificación jurídica de asesinato y violación incestuosa.

 

 

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

COMPARTIR
AnteriorPronostican aguaceros por vaguada y mantienen alertas para dos provincias este miércoles
SiguienteMirex logra acuerdo en área agroforestal