Santo Domingo, RD.- La Unión de Junta de Vecinos de la Ciénaga dio un compás de espera a las  autoridades de la Unidad para la Readecuación de la Barquita y Entonos (URBE), para sentarse en la mesa de diálogo a replantear la forma de desalojo de comunitarios que viven en los márgenes del río Ozama.

Esto a raíz de que se le garantice mayor remuneración económica, un solar o vivienda antes de realizar una serie de manifestaciones que tienen contempladas previó al desalojo de las más de 1,400 casuchas del lugar.

Te puede interesar: URBE espera culminar traslado de familias de Los Guandules antes de fin de año

Pese a que la Unión de Junta de Vecinos de la Ciénaga aclaró que no convocaron a una marcha hacia el Palacio Nacional este lunes, sino que se trató de una confusión, los entornos del populoso sector se encontraban militarizados.

Por: Suzan Castaño