Víctor Masalles tildó al Gobierno de intolerante con los que piensan diferente

Santo Domingo, RD.- La Iglesia Católica y el Gobierno han tomado esta Semana Santa para hacer públicas sus diferencias, ya que desde ambos lados se han lanzado dardos que no vislumbran acercamiento alguno.

La crítica y el rechazo de los sacerdotes, en la lectura del Sermón de las Siete Palabras, a las intenciones de políticos de modificar la Constitución para perpetuarse en los cargos, al parecer incomodó algunos sectores del Gobierno.

Horas después de las duras críticas, el director de Comunicaciones del Gobierno reaccionó con una indirecta digital y reposteó en su cuenta de Twittter un trabajo colgado en la página huffpost.com, en el cual se hace reseña de la reducción de fieles que han registrado las iglesias en las dos últimas décadas.

Roberto Rodríguez Marchena, usualmente dedica espacio de su red social para postear resultados gubernamentales, pero en esta ocasión no fue así.

Otra muestra del enfrentamiento lo representa también las declaraciones del obispo de la diócesis de Baní, Víctor Masalles, que tildó al gobierno de intolerante con los que piensan diferente.

Lamentó que los gobernantes en América Latina tienen un enorme deseo de quedarse en el poder a como dé lugar.

Además, llamó a la población a desconfiar de los políticos, porque se manejan muchos intereses que la gente desconoce.

Masalles dio estas declaraciones durante su homilía de la Celebración de la Pasión del Señor.